Embalse Bullileo y sistema de riego Longaví finalizan su temporada de distribución regulada de aguas

  • A pesar de la sequía presentada en la zona central, se termina el ciclo como otros años en marzo.

DSC01390

Al finalizar febrero, termina la temporada de riego del sistema Longaví, así lo anunció la Junta de Vigilancia del Río Longaví y sus Afluentes, JVRL, la que tuvo un comportamiento según lo planificado, con menos niveles que otros años, ya que no se llenó el Embalse y menor disponibilidad de aguas en contexto de sequía, pero se pudo superar por el esfuerzo y programación de los regantes del Maule sur.

Actualmente, el Embalse Bullileo está con 6 millones de metros cúbicos de agua acumulada, cercano al 10% (60 millones). “Con esto se pasa a la etapa final de la temporada y se regula la tasa de riego de 0.6 litros por segundo por acción en cada canal. Siendo en una fecha similar a la de otros años”, puntualizó el gerente, Lisandro Farías.

Además, detalló que no fue una temporada fácil, pero con algunos recursos técnicos, como el prestado por la DGA, Universidad de Chile y registros históricos que maneja la Organización, se pudo prevenir y regular junto a los usuarios, para llegar con agua hasta esta fecha.

DSC08538

Monitoreo de las aguas y trabajos de mantención

Durante febrero se ejecutó la segunda ronda de monitoreo de calidad de agua, con un equipamiento de laboratorio interno recientemente implementado, el que se consiguió el 2019 por la JVRL, mediante fondos de la Comisión Nacional de Riego (CNR).

Con relación al Embalse Bullileo, ahora se iniciará el periodo de mantención que consiste en la revisión completa de las obras del espacio. También se espera completar las últimas reparaciones y mejoras en la sala de válvulas, lo que sería en marzo y abril, terminando así un ciclo de rehabilitación en el espacio que regula la cantidad de agua que va del Embalse al río.